Los malos hábitos orales en la infancia

Los malos hábitos orales en la infancia

Desde la infancia adquirimos hábitos, algunos de los cuales son normales en este periodo y después comienzan a desaparecer, pero que si persisten pueden llegar a ser perjudiciales.

La persistencia de malos hábitos orales puede interferir en el desarrollo musculo-esquelético facial y provocar alteraciones dentales (apiñamiento, maloclusión, etc.). Además, puede haber afectación del sistema respiratorio y digestivo, problemas para el aprendizaje y el habla e incluso problemas sociales y emocionales.

La gravedad de las alteraciones depende la edad con la que se comienza a desarrollar el hábito, intensidad, duración (horas, minutos) y frecuencia con la que se realiza.

Es muy importante una detección precoz de estos hábitos orales durante la infancia, porque más del 50% de las maloclusiones en dientes permanentes son debidas a estos hábitos.  Una maloclusión es una malposición de los dientes superiores e inferiores que impiden que encajen como debieran.

Los malos hábitos orales en la infancia más frecuentes son:

Succión del dedo

 

Consiste en la introducción de un dedo en la boca y succionarlo de forma repetida.

El bebé tiene un sistema de succión muy bien desarrollado porque es la forma de contacto más importante que tiene con el mundo exterior, por lo tanto, es considerado como un reflejo normal (hábito fisiológico) en los primeros años de vida.

Este hábito ha de eliminarse a los 2-3 años aproximadamente, pues a esa edad el niño tiene todos los dientes de leche en boca y puede producir alteraciones en el desarrollo de los maxilares y del posicionamiento dental.  Además, problemas fonéticos y de masticación están presentes en niños portadores de este hábito.

Es tal el problema que supone dicho hábito, que expertos de la Sociedad Española de Pediatría consideran que llevarse el dedo a la boca es más peligroso que el chupete, por la dificultad que supone la eliminación del hábito, muchas veces inconsciente mientras se duerme.

 

¿Qué provoca la succión digital?

En la imagen observamos como al chuparse el dedo, este se apoya contra el paladar presionándolo hacia arriba, provocando:

Un paladar ojival: es un paladar estrecho debido a que la curva que forma el paladar se acentúa más.
Mordida abierta: los incisivos superiores no contactan con los incisivos inferiores, si no que se crea un espacio entre ellos que permite que la lengua se interponga.
La inclinación de los incisivos superiores hacia afuera.

Todo ello contribuye a dificultar la masticación, respiración y pronunciación.

 

HÁBITOS ORALES EN NIÑOSHÁBITOS ORALES EN NIÑOS

 

¿Cómo detenemos la succión digital?

En primer lugar, hay que comenzar por modificar la conducta con la ayuda e involucración de los padres, haciéndole entender al niño que el hábito de chuparse el dedo está mal.

Muchos niños suelen chuparse el dedo para conciliar el sueño, así que en estos casos podemos animarlos a que duerman con su peluche o juguete favorito para distraerlos del hábito. Otros acuden a este hábito para tranquilizarse en momentos de nerviosismo o cuando están aburridos. De modo que, debemos saber los momentos en los que el niño acude al mal hábito para poder detenerlo.

No hay que ridiculizar ni castigar al niño porque se chupe el dedo, pues esto les genera más vergüenza y optaran por hacerlo a escondidas y con más ansia. Es conveniente reforzarlo positivamente (recompensas) cuando este disminuyendo la frecuencia del hábito.

También es bueno usar a sus hermanos o amigos como modelos de referencia, ya que los niños buscan la aceptación social tratando de imitar lo que hacen los demás.

En casa, podemos utilizar estas técnicas:

Aplicar en el dedo líquidos de sabor desagradable.
Cubrir los dedos con guantes o vendas.
Coser manoplas al pijama.
Vendar el codo, lo que va a impedir la flexión de este y que no se acerque la mano a la boca.

Por otra parte, se debe valorar la necesidad de tratamiento profesional, que va a depender de la edad del niño, la severidad del hábito y del daño que se esté produciendo.  Por eso, es necesario acudir a nuestro dentista para que evalúe al niño y establezca el plan de tratamiento a seguir.

En cuanto a la edad, el chuparse el dedo en niños menores de 4 años causa alteraciones mínimas que se pueden resolver de forma espontánea. Mientras que en niños de entre 4 y 5 años es necesario instaurar el tratamiento ortodóncico y/o mioterapia funcional:

Tratamiento ortodóncico: la rejilla lingual dificulta físicamente la succión del dedo y el adelantamiento de la lengua.
Mioterapia funcional: es el conjunto de técnicas utilizadas para recuperar la actividad muscular normal, es decir, para reeducar la musculatura facial.

Tratamiento ortodóncico rejilla lingual

 

Además, es necesaria la interconsulta con el psicólogo y el logopeda.

 

Interposición labial

 

El niño posiciona el labio inferior por detrás de los dientes superiores, tanto en reposo como al tragar (parece que se está mordiendo el labio).

¿Que provoca la interposición labial?

El labio inferior interpuesto ente los incisivos superiores e inferiores acaba con el paso del tiempo provocando:

Inclinación de los incisivos superiores hacia fuera de la boca. Da la sensación de que los incisivos centrales superiores quedan fuera de la boca.
Apiñamiento de los incisivos inferiores, por la presión que ejerce el labio inferior hacia dentro.
El labio superior no puede cubrir los dientes.
Retrusión mandibular: la presión continúa del labio inferior sobre la mandíbula, impide el desarrollo correcto de esta, haciendo que quede posicionada más hacia atrás de lo que debería con respecto al maxilar.
Además, ocasiona lesiones irritativas en los labios por la saliva y roce de los dientes.

 

Que provoca la interposición labialInclinación de los incisivos superiores hacia fuera de la boca

¿Cómo solucionamos la interposición labial?

La mejor opción es la colocación del Lip Bumper. Es un aparato que posee un escudo que se apoya sobre los dientes inferiores, permitiendo:

Separar el labio inferior de los dientes inferiores
Desarrollo correcto de la mandíbula.

interposición labial Lip Bumper

 

Deglución infantil

 

En una deglución adulta los dientes superiores e inferiores están en máximo contactando unos con otros (intercuspidación) y la lengua queda situada en el interior, contactando con las caras interiores de los dientes en el momento de deglutir.

En una deglución infantil (perdura hasta los 3-5 años) los dientes superiores e inferiores no están en máximo contacto y la lengua se interpone entre los dientes superiores e inferiores en el momento de deglutir.

Suele aparecer en pacientes que tienen: agrandamiento de las anginas, la lengua muy grande, maxilares muy pequeñas o que han sufrido una perdida prematura de los dientes de leche.

 

¿Qué produce la deglución infantil?

 La constante interposición lingual entre dientes superiores e inferiores ocasiona:

Mordida abierta anterior con interposición lingual.
Adelantamiento de los incisivos superiores.
Contracción labial al deglutir, y no del masetero como debería ser.
Mentón muy tonificado.

 

- Mordida abierta anterior con interposición lingual

 

¿Cómo corregimos la deglución infantil?

Es uno de los hábitos más frecuentes y difíciles de corregir. Su tratamiento se base en:

Mioterapia funcional: con ejercicios que enseñan a deglutir correctamente. Reeducan la musculatura lingual, labial, mejillas y velo palatino.
Tratamiento ortodóncico: debe ser a partir de los 6-7 años, pues cuanto más pequeño sea el niño más le costará colaborar. La aparatología utilizada es la rejilla lingual y la perla de tucat, la cual guía la lengua a la posición correcta durante el movimiento deglutorio.

Cómo corregimos la deglución infantil

 

Respiración oral

 

La respiración nasal es aquella en la que se ingresa el aire por la nariz mientras la boca permanece cerrada y la lengua se apoya sobre el paladar favoreciendo su desarrollo. Sin embargo, la respiración oral es aquella en la que el aire se ingresa por la boca y para facilitar el paso del aire, la lengua se mantiene baja y no se ve favorecido el desarrollo del paladar.

Es un mal hábito adquirido por la obstrucción de las vías respiratorias nasofaríngeas: agrandamiento de las anginas, desviación del tabique nasal, rinitis, alergias, etc.

La respiración oral suele estar asociada a pacientes con deglución atípica, con interposición labial e interposición lingual.

 

¿Que provoca la respiración oral?

Estos pacientes presentan unos rasgos faciales característicos: cara larga y estrecha, ojos caídos / tristes con tendencia a padecer ojeras, nariz pequeña, boca entreabierta con labios resecos, labio superior corto e incompetente y labio inferior más prominente.

 

rasgos faciales característicos de la respiración oral

 

Con respecto a la repercusión oral, puede causar:

Paladar triangular y ojival: ya que el paladar no se desarrolla bien y se estrecha.
La inclinación de los incisivos superiores hacia afuera.
Mordida cruzada posterior: los dientes posteriores (muelas) superiores, quedan por dentro de los dientes posteriores inferiores. Esto se origina por el estrechamiento del paladar.
Mordida abierta.
La falta de cierre bucal provocara problemas de boca seca, mal aliento y falta de saliva, lo que hace que estas personas sean más propensas a padecer caries y problemas de encías.

 

la repercusión oral, puede causar

 

¿Cómo tratar la respiración oral?

Mediante un tratamiento multidisciplinar, en el que deben intervenir el otorrinolaringólogo, pediatra, logopeda y el ortodoncista.

Primero debemos eliminar la causa que produce la obstrucción de las vías respiratoria a nivel nasal, y después comenzar con el tratamiento ortodóncico

¿Cómo tratar la respiración oral?

tratamiento ortodóncico respiración oral

Imagen 1: con esta placa acrílica inferior conseguimos ubicar la lengua en una posición más elevada
Imagen 2: consigue la expansión del paladar.

 

Solicita tu cita ahora
Note: There is a rating embedded within this post, please visit this post to rate it.

Bibliografía:

 

Dra Reni Muller, Dra Soledad Piñero. Malos hábitos orales: rehabilitación neuromuscular y crecimiento facial. Rev. Medica Clínica Las Condes [Internet]. 2014 [citado 18/11/18]; 25 (2): 380-388. Disponible en: https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0716864014700501#sec0040
Dra. Carmen Lugo, Dra. Irasema Toyo. Hábitos orales no fisiológicos más comunes y cómo influyen en las maloclusiones. Rev. Latinoamericana de Ortodoncia y Odontopediatria [Internet]. [Citado 18/11/18]. Disponible en: http://files.fonortodoncia.webnode.cl/200000036-63c3164bdb/art5.pdf

La entrada Los malos hábitos orales en la infancia aparece primero en Clínicas Cleardent.

Por favor, siganos
Share:

Dra. Edna Evelyn Diaz Oropeza

La Dra. Edna Evelyn Diaz Oropeza es graduada de la Escuela Militar de Odontología y Especialista en Prótesis Bucal graduada por la Escuela Militar de Graduados de Sanidad y con 23 años de experiencia en el área de la odontología le garantiza un resultado de acuerdo a sus expectativas para devolverle o mejorar su salud bucal.

Comments are closed.

Vasco de Gamma 200

Entre Av. Juan Pablo y Calle 2. Boca del Rio, Veracruz

2291158548

Llámanos hoy!!

Horario de Apertura

Lunes - Viernes: 11:00 - 18:00

Agenda

dra.edna@dentistaveracruz.com.mx
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial